Descubrir
Comienza una colección Buscar

Oraciones Divino Niño Jesús

1 contribuyeron 4 participando

Ver más posteos

miguedelacapea

Publicado hace 2016 días - 0 estrellas

Premiar
1

1.- Hacer la señal de la Santa Cruz y recitar la oración Señor Mío Jesucristo.

2.- Anunciar los Misterios Gozosos

Primer Misterio - LA ENCARNACIÓN DEL NIÑO JESÚS
El Ángel del Señor anuncio a María que ella seria la Madre de Jesús.

Segundo Misterio - LA VISITA DE MARIA A SU PRIMA ISABEL
Por los caminos de Judea va la Virgen Maria a visitar a su prima Isabel quien se pone feliz y su hijo Juan en su vientre saltó de gozo.

Tercer Misterio - NACIMIENTO DEL NIÑO JESÚS
En Belem ha nacido el Niño Jesús. Maria y José lo cuidan con amor; Gloria a Dios, Gloria a Dios, Gloria a Dios.

Cuarto Misterio - PRESENTACIÓN DEL DIVINO NIÑO JESÚS
José y Maria llevan al niño a presentarlo a su Señor, entran al templo, Jesús sonríe, le sonríe al anciano Simeón.

Quinto Misterio - PERDIDA Y HALLAZGO DEL NIÑO JESÚS
El niño Jesús se pierde en medio de tanta gente. María y José lo buscan durante tres días y lo encuentran con los Doctores del templo.

3.- Pedir las gracias que uno necesite, recitar un Padre Nuestro, 10 Ave Marías y un Gloria.

4.- Decir la jaculatoria "DIVINO NIÑO JESÚS EN TI CONFIO"

5. Enunciar el Segundo Misterio y recitar un Padre Nuestro, 10 Ave Marías, Gloria y la jaculatoria. Proseguir igual con todos los demás Misterios.

Al terminar los cinco Misterios se reza un Padre Nuestro, tres Aves Marías, Gloria y una Salve María. Al finalizar se rezan las siguientes Letanías.

LETANIAS

Divino Niño Jesús
Verbo del Padre Eterno, conviérteme.
Hijo de María, tómame como hijo tuyo.
Maestro mío, enséñame.
Príncipe de la Paz, dame la paz.
Refugio mío, recíbeme.
Pastor mío, alimenta mi Alma.
Modelo de paciencia, consuélame.
Manso y Humilde de corazón, ayúdame a ser como tu.
Redentor mío, sálvame.
Mi Dios y mi todo, dirígeme.
Verdad eterna, instrúyeme.
Apoyo mío, dame fuerzas.
Mi justicia, justifícame.
Mediador mío con el Padre, reconcíliame.
Medico de mi Alma, cúrame.
Juez mío, perdóname.
Rey mío, gobiérname.
Santificación mía, santifícame.
Pozo de bondad, perdóname.
Pan vivo del cielo, nútreme.
Padre del prodigo, recíbeme.
Jubilo de mi Alma, sé mi única felicidad.
Ayuda mía, asísteme.
Imán de amor, atráeme.
Protector mío, defiéndeme.
Esperanza mía, sostenme.
Objeto de mi amor, úneme a ti.
Fuente de mi vida, refréscame.
Mi Divina Victima, redímeme.
Mi ultimo fin, déjame poseerte.
Mi Gloria, glorifícame.
Divino Niño Jesús, en ti confío.

ALABANZA AL DIVINO NIÑO JESUS
Niño lindo y amoroso
de belleza sin igual,
eres bello, primoroso
y yo te vengo a adorar.

El candor de tu mirada
inunda con puro amor,
me reboza la esperanza
y aleja todo temor.

Niño Pastorcito mío
de sonrisa angelical,
solo en Ti yo confío
para librarme del mal.

Déjame besarte todo
y ofrecerte lo que soy,
alma y vida yo te entrego
a ti mi Rey y Señor.

Divino Niño Jesús,
dulce, tierno e inocente,
te pido que ahora y siempre,
me confortes con Tu amor.

Misterios de la infancia de Jesús
Venid, Dios mío, en mi ayuda. Apresuraos, Señor, a socorrerme.

Rezar Gloria y Padrenuestro.

I
1. Encarnación. Oh dulcísimo Niño Jesús, que para nuestra salvación descendisteis del seno del eterno Padre a las entrañas de la Virgen María, donde, concebido por obra del Espíritu Santo, tomasteis la forma de siervo, siendo el Hijo de Dios hecho Hombre, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

2. Visitación. Oh dulcísimo Niño Jesús, que por medio de Vuestra Virgen Madre visitasteis a Santa Isabel, y llenando del Espíritu Santo a vuestro Precursor San Juan Bautista, le santificasteis ya antes de nacer, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

3. Expectación del parto. Oh dulcísimo Niño Jesús, que esperasteis encerrado por nueve meses en el seno materno el tiempo de nacer, e inflamasteis en ardentísimos deseos los corazones de la Virgen María y de San José, y os ofrecisteis a Dios Padre por la salvación del mundo, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, niño Jesús, piedad.
Avemaría.

4. Nacimiento. Oh dulcisimo Niño Jesús, nacido de la Virgen María, envuelto en pobres pañales y reclinado en el pesebre, anunciado por los Angeles y visitado por los Pastores, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

Gloria a Vos, Niño Jesús de Madre Virgen nacido, y al Padre y al Santo Espíritu por los siglos de los siglos. Amén.

II
V. Jesús está cerca de nosotros.
R. Venid y adorémosle.
Padrenuestro.

5. Circuncisión. Oh dulcísimo Niño Jesús, circuncidado a los ocho días, llamado con el glorioso nombre de Jesús; y en el Nombre y en la Sangre justamente, preconizado Salvador del mundo, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

6. Adoración de los Reyes. Oh dulcísimo Niño Jesús, manifestado por una estrella a los tres Magos, adorado en el regazo de María, y regalado místicamente con oro, incienso y mirra, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

7. Presentación. Oh dulcísimo Niño Jesús, presentado en el templo por María Virgen y Madre, abrazado por el santo anciano Simeón y revelado al pueblo de Israel por la profetisa Ana, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

8. Huida a Egipto. Oh dulcísimo Niño Jesús, perseguido de muerte por Herodes, llevado a Egipto por San José con vuestra Madre, librado de la muerte con la huida, y glorificado con la sangre de los Inocentes, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

Gloria a Vos, Niño Jesús, de Madre Virgen nacido, y al Padre y al Santo Espíritu, por los siglos de los siglos.
Amén.

III

V. Jesús está cerca de nosotros.
R. Venid y adorémosle
Padrenuestro.

9. Permanencia en Egipto. Oh dulcísimo Niño Jesús, que vivisteis en Egipto con María Santísima y el Patriarca San José hasta la muerte de Herodes, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

10. Regreso de Egipto. Oh dulcísimo Niño Jesús, que volvisteis con vuestros padres de Egipto a la tierra de Israel, padeciendo en el camino muchos trabajos y entrasteis en la ciudad de Nazaret, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

11. Estancia en Nazaret. Oh dulcísimo Niño Jesús, que habitasteis santamente en la bendita casa de Nazaret, sujeto a vuestros padres, pobre y en muchos trabajos y creciendo en sabiduría, edad y gracia, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

12. Jesús entre los Doctores. Oh dulcísimo Niño Jesús, conducido a Jerusalén a la edad de doce años, buscado con dolor por vuestros Padres, y después de tres días encontrado con sumo gozo en el templo entre los Doctores, tened piedad de nosotros.

R. Piedad, Niño Jesús, piedad.
Avemaría.

Gloria a Vos, Niño Jesús, de Madre Virgen nacido, y al Padre y al Santo Espíritu por los siglos de los siglos. Amén.

El día de Navidad y su Octava:

V. El hijo de Dios se hizo hombre, aleluya.
R. Y habitó entre nosotros. Aleluya.

El día de Epifanía y su Octava:

V. Cristo se nos ha manifestado, aleluya.
R. Venid adorémosle, aleluya.

En el resto del año se dice:

V. El hijo de Dios se hizo hombre.
R. Y habitó entre nosotros.



ORACION FINAL
Omnipotente y eterno Dios, Señor del Cielo y de la tierra, que os manifestáis a los pequeños, concedednos, os suplicamos, que, venerando dignamente los santos misterios de la Infancia de vuestro hijo Jesús, y siguiendo sus ejemplos, podamos llegar al reino de los cielos prometido a los pequeñuelos. Por el mismo Jesucristo Señor nuestro. Amén.

Comentar
Crea tu colección de placas